Seb Montaz.

Hace unos meses, mirando unas nuevas Salomón que sustituyeran a mis destrozadas zapatillas de trail, descubrí unos vídeos sobre Kilian Jornet, uno de esos atletas de uno de esos deportes que no saldrán en las noticias.

Kilian es catalán, actual campeón del mundo de Ultra Trail y amigo de Seb Montaz, un chico francés con más sensibilidad que un niño después de ser operado de fimosis.
Seb ha rodado y editado una serie de vídeos para Salomón que transmiten todo lo que la montaña cuenta a los que saben escuchar. Es verlos y querer calzarte las zapatillas.

Casualidades de la vida o no, días después de verme todos sus vídeos lanzó uno de los documentales deportivos más espectaculares que puedes ver hoy en la red: I believe i can fly. Va sobre unos locos que les gusta caminar por una cuerda sobre la muerte con sólo un paracaídas o, como en el agobiante minuto 2:43, sin ni siquiera eso.

Cuando veas sus vídeos te darás cuenta de lo bien que juega con la luz y los desenfoques y de que hay secuencias rodadas con una suavidad que no es propia del medio. Su secreto lo explica él mismo en este vídeo. Encima de crack, humilde.

Dice en su web que acepta encargos publicitarios y, visto como rueda un simple viaje a Marruecos con su familia, no me importaría volver a ver publicidad.